Avda. de los Chopos, 12 48992 Getxo - Bizkaia

Hotel Artaza Blog

fruta
8 Ago

Que comer y beber cuando hace mucho calor… y que no

En verano hace calor y más en agosto y en ciertas zonas, de ahí que las noticias sobre olas de calor se repiten cada año siempre resulten tan repetitivas. Podríamos volver a daros los consejos de siempre para prevenir el calor, pero seguro que ya os los sabéis de memoria, que si beber mucha agua, que si la sandía y el melón son perfectos porque son todo líquido, que las verduras como la lechuga te mantienen fresco, etc… pero no, hoy vamos a enumerar aquellas comidas que debéis desterrar de vuestra dieta en estos días de calor y las que no debemos dejar de lado.

Qué no comer ni beber

Las comidas y bebidas a evitar son aquellas que aumentan nuestra temperatura corporal o nos deshidratan. Y, por desgracia, muchas están presentes en nuestros menús veraniegos, por lo que, como ocurre casi siempre, es más importante saber qué no hacer.

Alcohol

cerveza

Poco se puede decir sobre el alcohol que no se sepa. Las bebidas alcohólicas y el verano parecen ir de la mano, pero no deberían, ya que el alcohol actúa como un potente diurético que hace que orinemos con más frecuencia, lo que provoca una mayor deshidratación. Esto no quiere decir que no podamos tomar unas cañas, pero tomar en exceso es una mala idea durante una ola de calor.  Por supuesto, cuanto más alcohol tenga lo que bebamos peor… Y mejor no cambiarlo por los refrescos, que también tienen lo suyo de azúcar. El agua es la recomendación ideal.

 

Carnes

carne

La barbacoa es otra de nuestras pasiones veraniegas, pero al igual que ocurre con el alcohol, no es la mejor comida en lo que respecta a combatir el calor, y no solo porque nos vayamos a torrar mientras la hacemos.

Se conoce como termogénesis a la capacidad de generar calor en el organismo debido a las reacciones metabólicas. En general, una comida copiosa conlleva una mayor termogénesis y, por tanto, genera un mayor calor corporal, pero, en concreto, son las proteínas el tipo de nutriente que más nos cuesta digerir. Así que, si vas de barbacoa en un día de mucho calor, mejor no te atiborres a salchichas y panceta y apuesta por incluir verdura. Tampoco apretarse un cocido parece una buena idea.

 

Café

café

Ni siquiera con hielo. Lo ideal para mantenerse fresco es controlar el nivel de hidratación, por lo que es recomendable evitar los alimentos que eliminan el agua del cuerpo. Esto incluye el café, que es un potente acelerador de la deshidratación. Si no podemos pasar sin él, mejor rebajarlo con agua para atenuar sus efectos.

Helados

helados

Otro alimento típico del verano que no es beneficioso para contrarrestar el calor. Aunque inicialmente te refrescan, pueden hacer que el regulador de temperatura corporal se vuelva loco. Esto se debe a que el proceso de digestión requiere calor por causa del azúcar que contienen y, cuando enfriamos rápidamente el cuerpo con un helado, se dispara la temperatura haciendo que sudemos y que llevemos peor el calor.

 

 

Que comer y beber, todo lo que quieras….

Como norma general, la máxima en verano debe ser comer alimentos que tengan una gran cantidad de agua, nos ayuden a regular nuestra temperatura corporal y no nos deshidraten y, en este sentido, algunas de las recomendaciones pueden resultar sorprendentes.

 

Gazpachos y cremas

gazpacho

 

El rey del verano es el gazpacho, y también las versiones clásicas como el salmorejo, ajoblanco, o innovando y haciéndolo a base de sandía o remolacha. “El gazpacho tan típico nuestro, bien hecho, es una bebida de reposición. Los deportistas lo toman casi a diario, es magnífico cuando no se tiene apetito y se quiere incluir algo saciante, fresco y nutritivo. También son idóneas las cremas frías de verduras, calabacín, zanahoria, de puerro…

 

 

Té y otras infusiones

te

Estás leyendo bien  y aunque parezca contradictorio, tomar bebidas calientes cuando hace mucho calor ayuda a regular la temperatura corporal de forma más eficiente que las bebidas frías. No es casual que en muchos países asiáticos donde hace mucho más calor que aquí, todo el mundo prefiera tomar bebidas calientes

La sudoración y, lo que es más importante, la evaporación del sudor, es una de las vías clave para modular la temperatura corporal y mantener el equilibrio térmico. Como muestran diversos estudios debido al aumento de la carga de calor en el cuerpo por beber una bebida caliente hay un aumento en la producción global de sudor y su evaporación que compensa el aumento de calor interno que general la bebida caliente, que se digiere muy rápidamente.

 

Picante

picante

La comida picante es beneficiosa para regular la temperatura corporal por el mismo motivo por el que las bebidas calientes refrescan más que las frías: el picante estimula los termosensores de la boca, haciendo que sintamos un mayor calor y, por lo tanto, sudemos más. Todo esto, claro, si podemos evaporar el sudor, por eso es importante siempre llevar la ropa adecuada.

 

Pomelo, sandía, melón, cerezas y fresas

sandía

Las frutas son para el verano y estás cinco son de las que más agua contienen. En concreto, la sandía y la fresa tienen un 95 % de agua.

No vamos a listar aquí lo conveniente que es introducir más frutas y verduras en nuestra dieta, pero recordaremos que, en general, siguen sin estar lo suficientemente presente en nuestras comidas y haríamos bien en incorporarlas con mayor frecuencia y sin límite.

 

Ensaladas

ensalada

 

Las verduras como la lechuga, el pepino, el apio y los rábanos están compuestas por más del 95% de agua. El tomate llega al 94%. Es por ello por lo que cualquier combinación de vegetales es perfecta para consumir en verano.

 

Feliz verano y a seguir disfrutando !!